De nuevo con ustedes

Compartir

Por Mary Stapper. Esta mañana recibí una llamada de alguien que tiene mucho cariño por Somos la revista y me regañó por tenerla abandonada y no le falta razón.

Panorámica de Cúcuta. Foto somos la revista.

Este sacudón hizo que reflexionara y aquí estoy, de nuevo, con ustedes.

Me he dejado llevar por el pesimismo de los cucuteños, por el tema de los paros, por la falta de oportunidades para la gente, por la tristeza por tantos amigos y familiares que nos ha arrebatado la #Covid19 y por el miedo a salir a la calle por tanta inseguridad que se apodera de nuestra bella Cúcuta.

Aunque lo anterior no es excusa, debo confesar, me embarga la tristeza cuando veo tantos vendedores ambulantes invadiendo parques, andenes, separadores, calles, avenidas, garajes y otros espacios que no les pertenecen.

  • Cuando me encuentro con tantos migrantes drogándose en las calles y su agresividad con la gente.
  • Cuando veo tantas mujeres jóvenes en estado de embarazo y sin ninguna esperanza para esas criaturas que vienen en camino.
  • Cuando escucho las quejas de quienes denuncian, les roban el espejo de su carro, las llaves de paso del agua o del gas de los condominios.
  • Cuando descubro el intenso trabajo voluntario que realizan las juntas de acción comunal de los barrios a la espera de la buena voluntad de las autoridades competentes para lograr los objetivos propuestos.

Todo lo anterior hizo que enfocara mi esfuerzo en alcanzar que muchas familias reciban su vacuna para blindarse del maldito #coronavirus que un día salió de China para esparcirse por el mundo entero y se afincó en nuestra zona fronteriza.

Pensé que la mejor manera de prestar un verdadero servicio de responsabilidad social tanto para periodistas como para organizaciones comunales es motivando a la gente para que cuide su salud, guarde su distanciamiento social, use mascarilla, no descuide el lavado de manos y que el alcohol no se lo beba sino que se lo unte en las manos para desinfectarlas y en el apoyo de de la jefe Inés de la IPS Clinical House.

Y aquí estoy con estas elucubraciones, pensado en que el mundo puede ser mejor si cada uno de nosotros hace algo por mejorar esto. Si en vez de quejarnos, actuamos.

Si en lugar de cortar un árbol, lo consentimos y le agradecemos por el oxígeno que nos brinda.

Si ayudamos a buscar refugio a los habitantes de calle para que encuentren oportunidad de ser parte de la solución y dejen de ser el problema.

Sí, aquí estoy de nuevo con ustedes, dispuesta a recuperar el optimismo perdido durante la pandemia, mientras observo al “escobita”, barriendo las calles para que la verde y hermosa ciudad de Cúcuta siga siendo una de las más bellas de Colombia.

Escobitas en Los Caobos. Foto somos la revista.
Compartir

2 comentarios para "De nuevo con ustedes"

Comentar

Su correo electrónico se mantendrá en privado.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.