Belisario Betancur inmortalizado en Barichara

Con la presencia del presidente Iván Duque, se develó la escultura en homenaje al presidente Belisario Betancur, una obra hecha en bronce y piedra. Mide 2.10 x 1.45 x. 1.1 metros y está ubicada en el parque principal de Barichara, Santander, frente a la Catedral y la Alcaldía del municipio.

Los encargados de develar la obra fueron el presidente Duque y Dalita Navarro esposa de Belisario, (1923-2018).

Joaquín Restrepo es el artista que recibió el encargo de realizar la obra, que fue entregada en el marco del ‘Barichara punto de Encuentro’ y el ‘Taller construyendo país’ de Presidencia. Los encargados de develar la obra fueron el presidente Duque y Dalita Navarro esposa de Belisario, (1923-2018).

“Joaquín ha logrado crear obras que son trascendentales para la cultura. La escultura del expresidente Belisario Betancur no es la excepción, ha logrado inmortalizar los ideales y la personalidad de tan magno sujeto histórico en el insigne pueblo de Barichara.” Mencionó Rodrigo Cortés, asesor e inversionista en arte latinoamericano.

Restrepo compartió varios momentos con el exmandatario que lo motivaron a aceptar el encargo y llevar a cabo la escultura “Solía verlo casi a diario en el taller de David Manzur, cuando yo llegaba de la universidad. Luego comencé a ir a su casa de Barichara por invitación de su esposa Dalita Navarro. Fueron tiempos muy enriquecedores ya que ellos siempre estaban rodeados de arte y cultura. Las discusiones en los almuerzos y las cenas eran interesantísimas y también solía mostrarle mis obras para que me diera su opinión. Incluso me dedicó unas bellas palabras en una carta escrita a mano”, cuenta Restrepo.

Joaquín Restrepo es el artista que recibió el encargo de realizar la escultura de Belisario Betancur.

¿Qué quiso plasmar del expresidente en la escultura?

–Quería que las personas disfrutaran de Belisario como lo hicieron muchos de los que viven en Barichara. Él siempre estaba presto a escuchar a todo aquel que se le acercara y a recibir a todos con su característica sonrisa. Él era muy bueno contando historias y había un exceso de curiosidad casi infantil en él. Creo que por esto decidí ponerle su libro favorito al lado: El Quijote de la Mancha.

¿Qué enseñanza le dejó el expresidente?

–Conservar la calma en medio de la adversidad. Lo recuerdo siempre con una sonrisa. No importa lo que estuviera sucediendo, era pausado y tranquilo. También la forma de contar historias, él tenía un efecto hipnótico en todos.

¿Qué tanto hay del artista en un encargo?

–Esta no es mi típica escultura, los encargos artísticos han existido desde que existe el arte. Es una mezcla entre la visión del artista y en este caso, lo que busca el estado. Toca saber negociar, creo que es una experiencia que todo artista debería vivir.

¿Por qué la obra se instaló en Barichara y no en Amagá?

–Barichara es un municipio pujante, organizado, que sabe trabajar en equipo, muy interesado en el arte, la cultura y ve al turismo como el nuevo petróleo. Creo que esto hace que los proyectos se desarrollen con gran velocidad, y es por esto que, aunque el presidente Belisario Betancur haya nacido en Amagá, Barichara sea el primer lugar en adoptarlo.

¿Qué papel jugó la tecnología en esta obra?

–Esta escultura fue impresa en 3D. Comencé a trabajar en ella, en una librería en el bosque de Chapultepec en Ciudad de México, mientras preparaba una serie de exposiciones que haría a mitad de año.

Ahora, los artistas podemos ser omnipresentes, mientras creaba otras obras en México, la escultura se materializaba en Colombia, eran mis manos las que esculpían a pesar de la distancia.

Belisario Betancur inmortalizado en Barichara

¿Por qué esta escultura es la culminación de una pintura de Débora Arango?

–Cuando empecé a hacer los trazos de esta obra, recordé la época en que visitaba a la pintora expresionista y acuarelista Débora Arango (1907-2005), a quien convencí con mi amigo y manager en EEUU, Mateo Blanco, de que concluyeran una obra del expresidente Betancur cargado en hombros por la que era su esposa en aquella época. Juntos alcanzamos a poner unos brochazos de oleo rosa cuando llamaron a prohibirnos continuar. Es muy gracioso como el destino te lleva a terminar lo que comienzas.

Después de esta escultura que genera un motivo más para visitar al pueblito más lindo de Colombia, Restrepo continúa con sus exposiciones simultáneas en Estados Unidos, México, Colombia y como nuevo destino para 2020, Ecuador.

Agradecimientos a Guillermo Romero Salamanca.

Comentar

Su correo electrónico se mantendrá en privado.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.