Desde el primero de octubre rige el decreto sobre cese al fuego bilateral temporal entre Gobierno y ELN

El Presidente Juan Manuel Santos firmó el viernes, en la Casa de Nariño, el decreto que pone en marcha el cese al fuego y de hostilidades bilateral temporal con el ELN a partir de este domingo 1° de octubre.

“Con el decreto que acabo de firmar, se ordena al Ministro de Defensa, a las Fuerzas Militares y a la Policía un cese al fuego con el ELN a partir de las cero horas del domingo 1° de octubre”, dijo el Jefe de estado de los colombianos.

Alias Gabino.

Cabe señalar, los últimos días de septiembre, mes que acaba de terminar, se sintieron lentos, aunque las noticias en Colombia se mueven con un vértigo impresionante. Sobre todo con el hostigamiento y asesinato de policías el el departamento del Cauca, pues, con violencia, el Ejército de Liberación Nacional (ELN) le recordaba al país que la promesa del cese al fuego anunciada en los primeros días del mes solo se empezaría a cumplir a partir del 1 de octubre.

Parecía que hubieran querido hacer todo el daño posible antes de que llegara esa fecha. “Creería que el ELN quiere entrar al cese con el mayor repudio y descrédito posible ante la opinión pública colombiana”, dijo el jefe de la delegación del Gobierno en los diálogos con esa guerrilla, Juan Camilo Restrepo. El ELN se somete por primera vez a un cese bilateral desde que se levantó en armas en julio de 1964. Hasta ahora, se habían decretado treguas unilaterales y de corta duración. Lo que empieza este domingo es histórico.

De acuerdo con el Presidente Santos, “el cese al fuego y de hostilidades bilateral que se firmó en Quito, quiere decir que el ELN tiene que dejar de secuestrar, de reclutar menores, de sembrar minas, de atacar nuestra infraestructura y, por supuesto, debe cesar toda acción ofensiva contra nuestras Fuerzas Armadas y contra nuestra Policía”.

El Mandatario destacó que se trata del primer cese al fuego bilateral que suscribe el ELN en toda su historia, el cual se hace “con un propósito humanitario, para proteger principalmente a la población civil, para defender sus derechos y sus libertades”.

El Presidente Santos firmó el decreto que pone en marcha el cese al fuego y de hostilidades bilateral temporal con el ELN, a partir de este domingo 1° de octubre. Foto cortesía Presidencia.

En su declaración, el Presidente advirtió: “Las Fuerzas Militares y de Policía, que quede muy claro, continuarán cumpliendo con sus deberes constitucionales en todo el territorio nacional. Están obligados nuestros soldados y policías a seguir defendiendo a los ciudadanos en su vida, honra y bienes, y actuarán, con toda contundencia, contra todo tipo de delitos, cualquiera que sea su autor o su causa”.

Nicolás Rodríguez, alias Gabino, con las banderas de Colombia y de la guerrilla como fondo, hizo el anuncio en una zona montañosa, sentado frente a una mesa donde reposaban un fusil, una computadora portátil y un radioteléfono. “No tengo ninguna duda de su lealtad para cumplir este compromiso hasta las últimas consecuencias”, dijo a sus tropas.

El cese supone el mayor avance en las difíciles negociaciones que se adelantan desde febrero en Quito y con las que el gobierno de Santos busca terminar de extinguir un conflicto de 53 años que deja unos 7,5 millones de víctimas entre muertos, desaparecidos y desplazados. Con las FARC desarmadas, para lograr la paz total de la que tanto ha hablado el Gobierno se necesita llegar a un acuerdo con el ELN. La prueba para medir la voluntad de las partes será este alto en las hostilidades, un desafío mayor si se tiene en cuenta que a diferencia de las FARC, la organización guevarista tiene una estructura federada que ha generado división sobre los diálogos.

Diez protocolos que regulan el cese al fuego

En su declaración con motivo de la firma del decreto, el Mandatario explicó que la Comisión Técnica definió 10 protocolos que regulan el cese al fuego y de hostilidades.

Al respecto dijo que se conformó un Mecanismo de Veeduría y Verificación con la participación del Gobierno Nacional, la Fuerza Pública, el ELN, las Naciones Unidas y la Iglesia Católica, mecanismo que tendrá como función prevenir e informar sobre los incidentes que pongan en riesgo el acuerdo.

Indicó que las Naciones Unidas desplegarán observadores en 33 municipios del país, que son los más afectados por la presencia del ELN. En tanto que la Iglesia Católica adelantará su rol de acompañamiento al mecanismo desde 20 diócesis.

El Jefe de Estado agradeció a las Naciones Unidas y a la Iglesia Católica por su valiosa contribución en este mecanismo de paz, lo mismo que a los países garantes: Brasil, Chile, Cuba, Venezuela y Noruega, y de manera especial al Ecuador, también garante y además anfitrión de los diálogos con el ELN, por su hospitalidad y apoyo permanente.

“Como nos ha recomendado el Papa Francisco, nunca debemos dejar de buscar la paz. Ojalá este cese al fuego y de hostilidades temporal, que termina el próximo 9 de enero, pueda ser renovado y sea el primer paso para lograr la paz con este grupo guerrillero”, fue el mensaje que el Jefe de Estado envió a los colombianos con motivo de la firma del citado decreto.

DECRETO 1590 DEL 29 DE SEPTIEMBRE DE 2017. Por el cual se decreta el Cese al Fuego Bilateral y Temporal de carácter Nacional, en el marco del Acuerdo celebrado entre el Gobierno Nacional y el Ejército de Liberación Nacional – ELN Y se dictan otras disposiciones.

Comentar

Su correo electrónico se mantendrá en privado.