¡No se dejen quitar la alegría!: Papa Francisco a jóvenes en Bogotá

¡No le teman al futuro! ¡Atrévanse a soñar a lo grande!, expresó el Papa Francisco a miles de jóvenes en Bogotá

​”A ese sueño grande los quiero invitar hoy”, les dijo el Pontífice a los colombianos que se agolparon en la Plaza de Bolívar, a quienes impartió la bendición desde el balcón del Palacio Arzobispal. A los jóvenes les insistió en mantener la alegría y no dejársela robar.

El Papa Francisco invitó este jueves a los jóvenes colombianos a no temerle al futuro y atreverse a soñar, y les pidió dar ejemplo a los mayores, trabajando para perdonar.

Francisco y los jóvenes.

En sus palabras de bendición desde el balcón del Palacio Cardenalicio, en compañía del arzobispo de Bogotá, cardenal Rubén Salazar, el Pontífice se dirigió a miles de jóvenes reunidos afuera en la Plaza de Bolívar.

“¡Cómo no van a poder cambiar esta sociedad y lo que se propongan! ¡No le teman al futuro! ¡Atrévanse a soñar a lo grande! A ese sueño grande los quiero invitar hoy”, expresó.

“Queridos hermanos y hermanas: Los saludo con gran alegría y les agradezco la calurosa bienvenida”, comenzó el Obispo de Roma, que momentos antes había sido recibido en la Casa de Nariño por el Presidente Juan Manuel Santos.

Francisco, que salió en el papamóvil hacia la plaza mayor capitalina, a dos cuadras de distancia, recorrió el lugar saludando al público.

Comentó a quienes salieron a recibirlo que quiso “venir hasta aquí como peregrino de paz y de esperanza”.

Dijo también que vino a Colombia a aprender de las gentes del país y de su fe y de su fortaleza ante la adversidad.

“Han vivido momentos difíciles y oscuros, pero el Señor está cerca de ustedes, en el corazón de cada hijo e hija de este País”, aseguró.

El Papa declaró que “durante estos días quisiera compartir con ustedes la verdad más importante: que Dios los ama con amor de Padre y los anima a seguir buscando y deseando la paz, aquella paz que es auténtica y duradera”.

Francisco arrancó aplausos cuando les dijo a los jóvenes que veía a muchos que llegaron de todos los rincones del País. “Cachacos, costeños, paisas, vallunos, llaneros. Para mí siempre es motivo de gozo encontrarme con los jóvenes”, manifestó.

“En este día les digo: mantengan viva la alegría, es signo del corazón joven, del corazón que ha encontrado al Señor. Nadie se la podrá quitar. No se la dejen robar, cuiden esa alegría que todo lo unifica en el saberse amados por el Señor”, sostuvo.

“Ustedes, los jóvenes, tienen una sensibilidad especial para reconocer el sufrimiento de otros; los voluntariados del mundo entero se nutren de miles de ustedes que son capaces de resignar tiempos propios, comodidades, proyectos centrados en ustedes mismos, para dejarse conmover por las necesidades de los más frágiles y dedicarse a ellos”, agregó.

También reclamó no dejar “que el sufrimiento de sus hermanos colombianos los abofetee y los movilice. Ayúdennos a nosotros, los mayores, a no acostumbrarnos al dolor y al abandono”.

También afirmó, desatando una carcajada, que para los jóvenes “hasta una final entre el Atlético Nacional y el América de Cali es ocasión para estar juntos!”

“También vuestra juventud los hace capaces de algo muy difícil en la vida: perdonar.

Ustedes nos ayudan en este intento de dejar atrás lo que nos ofendió, de mirar adelante sin el lastre del odio, porque nos hacen ver todo el mundo que hay por delante, toda la Colombia que quiere crecer y seguir desarrollándose; esa Colombia que nos necesita a todos y que los mayores le debemos a ustedes”, puntualizó el sucesor de Pedro.

Por último se dirigió a niños, jóvenes, adultos y ancianos para decirles “que las dificultades no los opriman, que la violencia no los derrumbe”.

“Los abrazo a todos y a cada uno, a los enfermos, a los pobres, a los marginados, a los necesitados, a los ancianos, a los que están en sus casas… a todos; todos están en mi corazón”, sostuvo Francisco antes de preguntar a los colombianos reunidos en la plaza si querían que les diera la bendición y de pedirles que recen por él.

Noticias relacionadas:

Francisco llegó a tierra colombiana

Comentar

Su correo electrónico se mantendrá en privado.