Rafael Uribe Noguera comenzó su condena de 51 años y 10 meses de prisión

Se hizo justicia. El “monstruo de Chapinero” fue sentenciado a 51 y 10 meses de prisión por los delitos de secuestro, violación y asesinato de la pequeña  Yuliana Samborí.

El crimen que conmocionó al país ya tiene entre rejas al culpable de estos delitos.

Rafael Uribe Noguera. Foto tomada de Internet.

“Espero que se haga justicia por mi hija, si no, no valdría la pena tanta prueba y tanta cosa para que le den unos 20 o 30 años, no me sirve, tiene que ser la pena máxima que hay aquí en Colombia”, dijo el señor Samborí, antes de que la jueza revelara el tamaño de la condena.

El país entero siguió paso a paso todo este proceso que culminó este miércoles 29 de marzo de 2017, cuando la Juez dictó sentencia, mientras que en las afueras de las instalaciones Paloquemao, un grupo de personas, con pancartas en mano, pedían la pena máxima para Rafael <Uribe Noguera.

De igual manera se conoció la restricción que tienen sus hermanos Francisco y Catalina Noguera de salir del país por supuesto encubrimiento a su hermano, al borrar pruebas.

La juez 35 de conocimiento comenzó la diligencia haciendo una recapitulación de lo sucedido el 4 de diciembre pasado y los días posteriores, hasta el 11 de enero, cuando Uribe Noguera aceptó su responsabilidad en los delitos de feminicidio agravado y acceso carnal violento agravado, en concurso con secuestro simple agravado. La juez señaló que Uribe Noguera “planeó y ejecutó los hechos de una manera consciente de sus actos”

En medio de la lectura del documento, la juez hizo un llamado de atención a la Fiscalía y a la Secretaría de la Mujer del Distrito porque considera que las otras 15.000 víctimas de violencia sexual del año pasado no han tenido la misma atención desde la administración de la justicia.

Comentar

Su correo electrónico se mantendrá en privado.