Jesús María Stapper: “Vivo para soñar, para escribir, para pintar y para que ustedes trasciendan, soñando, a través de mi palabra literaria y de mi pintura”

  • “Soñar que  sueño para que otros sueñen y se emborrachen con la magia y la alucinación del ensueño es la mayor y verdadera satisfacción”.

Por Mary Stapper

Jesús María Stapper es un escritor y artista plástico colombiano,  nacido en Cáchira, Norte de Santander.

Su trabajo pictórico es mágico. Atrapa a quien observa cualquiera de sus pinturas. Quizá por ello goza de buena crítica tanto nacional como internacional. Define su obra pictórica como surrealista y define su particular propuesta  como: NUEVO SURREALISMO SIGLO XXI. Sus argumentos oníricos son  válidos. “Bienvenidos a mi mundo de sueños, magia, imágenes, color, alegría y nuevos universos”, señala.

Jesús María Stapper. Foto de Karl Nigrinis para somoslarevista.com

Jesús María Stapper. Foto de Karl Nigrinis para somoslarevista.com

Jesús María Stapper es un soñador. ¿Por qué sueña tanto?

Así nací, así he vivido y así pereceré. Pienso que, incluso, en el tiempo perenne proseguiré viajando con mis sueños.

Su obra pictórica es un “poquito loca”… habla demasiado, se ven muchas situaciones. No es tan lineal.

Mi obra es multidimensional, a su vez, tiene múltiples lenguajes que renacen en cada lectura En ella busco otras dimensiones y otras… desconocidas primaveras. con el color de mi obra y sus vuelos. Ahí no ves miseria, desolación, ni muerte. Mi trabajo creativo siempre es exploración, hallazgo, encuentro, pero también, un interminable sueño.

Cada lector u observador de mi obra tiene que descubrirla, leerla, re-crearla, decir qué es y qué le hace falta. Así es como se presenta ante el ojo avizor, ante el ojo crítico.

Jesús María Stapper. Foto de Karl Nigrinis para somoslarevista.com

Jesús María Stapper. Foto de Karl Nigrinis para somoslarevista.com

Es muy colorida…

Sí, son primaveras nacientes de desconocidos universos.  A partir de la Bienal Internacional de Salvador de Bahía en Brasil, que gané en 2010 y ante la aceptación que ha tenido mi trabajo en América y en Europa, he venido hablando de un Nuevo Surrealismo Siglo XXI. Soy seguidor de la escuela de Bretón,  Ernst, Tzará, de toda “esta gallada”, y del propio Dalí, pero en mi obra  no plasmo ni reflejo el caos. Reflejo a través de la transfiguración, la bienaventuranza, la alegría, el sueño plácido, la epopeya bendita. Entonces, sí tengo una particularidad creativa frente a este istmo, por eso estoy hablando de un -nuevo surrealismo-.

Jesus María Stapper.

Jesus María Stapper.

Bueno, usted ganó la bienal en Brasil. Ahora se va para Francia. Eso es muy bueno para un artista.

Si, a partir del 4 de marzo es la apertura (Vernisagge) de mi exposición en Grenoble. Este año el proyecto es realizar 3 ó 4 exposiciones Francia. Creo que la próxima viene en Voreppe, Lyon y termino el año entrante con una exposición individual, seleccionado por Colombia, en París, en el encuentro que se denomina “Cruce de culturas Colombia-Francia”. Estaremos hablando de nuestro país porque soy actor  invitado a este evento. También, se hará lectura y estudio por escritores franceses, españoles, y de otros países europeos, acerca de mi obra literaria.

Entiendo que su obra “Carretera hecha a mano” fue traducida al francés.

Sí, por fortuna este libro, aunque no ha tenido una presentación pública, ha tenido un inusitado vuelo. En Francia fue traducida al francés. Va a circular en ese país. En Colombia saldrá una segunda edición tanto en castellano como en francés. Como ves, este libro ha tenido su propio andar.

Jesús María Stapper. Portada del libro Carretera hecha a mano.

Jesús María Stapper. Portada del libro Carretera hecha a mano.

¿Qué persigue con “carretera hecha a mano”?

Carretera hecha a mano, tiene varios aconteceres: Uno, el ejercicio desde lo escritural que es muy exigente, es, sin ser poesía clásica, ni hykus, un gran reto para mí, como quiera que son poemas de dos versos que prácticamente tienen la misma longitud. Otro, en estos dos versos condenso la creación de un universo y le doy forma, paisaje, espacio, sentimientos, sangre, vida y lenguaje. Entonces, tiene la facultad este libro de ser también, exigente para el lector y a su vez, que cada lector pueda llevar cada poema a una voz… o distintas interpretaciones.

Pero es que esto se traduce también en su obra pictórica.

Sí,  soy surrealista de tiempo completo. Vivo en mi mundo onírico. No puedo dejar de soñar y de trascender con la mente errante. Eso es lo que hago: volar, volar y volar. Incluso, trato de ir más allá de donde la imaginación infinita lo puede permitir.

Jesús María Stapper. Foto de Karl Nigrinis para somoslarevista.com

Jesús María Stapper. Foto de Karl Nigrinis para somoslarevista.com

¿Cuál es el más allá que puede permitir la imaginación?

Pienso que dentro de los grandes ideales del hombre, dentro de los sueños en su trascendencia anhelada,  persigue desde la imaginación, la inmortalidad. No solo después de la muerte (desde la fe del idealismo), también desde la realidad de la alquimia, con existencias y caminos posibles hacia los cielos tácitos. Todo  lo espera lograr en la propia realidad de su presencia física. La resurrección como metáfora es la más bella invención humana… es el insuperable poema. Otra de las utopías del hombre ha sido la de volar por sí mismo como ave peregrina. Sentirse ave, sentirse cóndor, atravesar los páramos, superar las fronteras del  firmamento y llegar a nuevas galaxias donde el paraíso hallado es amplio y generoso sin huellas venenosas. Yo vuelo más allá de esas galaxias y de esos paraísos, y las plasmo en mis pinturas para que ustedes las sueñen, las vivan y permanezcan y renazcan con ellas.

Dicen que de músico, poeta y loco, todos tenemos un poco… ¿Usted tiene de todo eso?

De todo eso y más… mucho más. Me encanta la bohemia. Yo soy un vago de tiempo completo. Toda la vida lo he sido, siempre mi corazón vive henchido de alegría y vagancia. Vivo atrapando emociones. Trasciendo en mi propia interioridad de algunas maneras que yo mismo desconozco y vivo para soñar y para creer en los sueños utópicos… en los sueños de carne y hueso.

Su obra trasciende en el país y en el exterior. ¿Por qué casi no se conoce en Norte de Santander siendo usted nortesantandereano?

Vivo la ambivalencia de ser poco conocido en mi departamento Norte de Santander como quiera que nací en el Municipio de Cáchira y amo muchísimo a mi territorio nortesantandereano y por ende a mi gente nortesantandereana. No obstante, por razones del destino, digo –yo-, he sido reconocido por mi trabajo en otros departamentos, incluso por las gobernaciones de otros departamentos, incluidas aparte,  instituciones nacionales. Por ejemplo, El Sena en un evento  nacional,  me dio un galardón donde el diploma reza: “Por su inestimable contribución a la imagen positiva del Departamento Norte de Santander”. Son las contradicciones del hombre contemporáneo. Entonces, colijo que sí, soy profeta en otra tierra.  Quiero compartir a través tuyo  mi creación con  la gente de mi departamento nortesantandereano.

Usted es  amigo del ex ministro Jorge Valencia Jaramillo, experto en arte,  y él es admirador de su obra.

Le gusta mi obra  pictórica. Al parecer,  tendremos proyección internacional, en otros países, a donde no he ido,  a través de unos marchand de arte (mercados del arte). Es lo que esperamos. Por  fortuna, también,  cuando el Departamento de Risaralda le hizo un reconocimiento a mi obra pictórica en la casa de Risaralda en Bogotá,  los oferentes fueron Alfonso Gómez Méndez (exministro, exprocurador, y exfiscal general de la nación) y, uno de los más connotados escritores latinoamericanos, el maestro Fernando  Soto Aparicio.

A través de 35 años de exigencia, he podido consolidar un trabajo que ha recibido buena crítica, tanto en Colombia como en América y en Europa.

jesús maría Stapper. Foto de Karl Nigrinis para somoslarevista.com

jesús maría Stapper. Foto de Karl Nigrinis para somoslarevista.com

¿Cómo se ha sentido mejor en el transcurrir de su vida como periodista, como pintor o como escritor?  

Esa tridimensionalidad como estigma  la llevo en la sangre. No puedo vivir sin eso. Es  mi fuente estoica de inspiración, mi fuente de paisaje, mi fuente de supervivencia. Siento que alterno las tres. Cuando no estoy pintando estoy escribiendo un artículo para una revista o un periódico, una conferencia, un libro. He tenido la fortuna de haber publicado en más de 200 medios tanto de Colombia como del exterior alrededor de 2000 artículos, incluyendo libros especializados, revistas universitarias. He publicado páginas completas en algunos diarios. Vivo  para soñar, para escribir, para pintar y para que ustedes trasciendan, soñando, a través de mi palabra literaria y de mi pintura. Soñar es una facultad inherente a todos.

Entiendo que algunos de sus textos se han traducido a varios idiomas.

Sí, he tenido la fortuna que mi obra literaria ha sido “capturada” por algunas personas que han querido llevar mi pensamiento a otros idiomas. Recientemente, una escritora griega, Georgia Kaltsidou, tradujo al griego un poema que titulé “Grecia” y creo que será publicado en una revista universitaria de ese grandioso e inmortal país. Han traducido textos míos al holandés, portugués, italiano y francés ahora con mi libro Carretera hecha a mano.

¿Cuándo usted se para al frente de su obra qué siente?

Me embriago. Divago. Me pierdo en el asombro. Me involucro en el mundo de los sueños. A veces no sé para donde voy pero siempre sé a dónde llego tanto en literatura como en mi obra pictórica.

¿Cómo percibe a los observadores de su obra y qué sentimientos hay dentro de usted?

Entro en el asombro. A veces quién más se asombra con lo que hago,  soy yo, tanto de lo que puedo escribir como de lo que puedo pintar. Realmente no es  ego interior, ínfula de grandeza, vanidad estúpida, es una ambrosía a mi espíritu, es mi vivaz regocijo de sonrisas y lágrimas que comparto conmigo en mis estadios de soledad. Pienso que para el cantante, el mayor regocijo y la mayor gratitud, son los aplausos. Para mí, los comentarios positivos o negativos, algunos con fundamento, otros si fundamento,  siempre me llenan. No lo niego ni me escondo. Ese es el gran regalo que uno persigue a través de todo esto. Soñar que  sueño para que otros sueñen y se emborrachen con la magia y la alucinación del ensueño es la mayor y verdadera satisfacción.

Jesús María Stapper. Foto de Karl Nigrinis para somoslarevista.com

Jesús María Stapper. Foto de Karl Nigrinis para somoslarevista.com

¿Se puede vivir del arte en Colombia?

Difícil. Es algo –casi- iluso. La cultura en estos países occidentales de mediana estatura está demasiado relegada del Estado, del gobierno, de las  instituciones y en muchas ocasiones del sector privado. Pero nosotros –soñadores-pendejos- trabajamos con ahínco, con abnegación, con total estoicismo, pero, por fortuna para mí he logrado sobrevivir durante tantos años a través de lo que hago. Es cierto que para otros artistas y escritores ha sido muy difícil, incluso, algunos abandonan muy temprano el ejercicio en estas lides. Son inteligentes y se retiran a tiempo y prosperan. Los demás nos perdemos en el ostracismo y en el olvido  que nos conduce hacia las penumbras que tienen los calabozos del tiempo.

¿Si tuviera que cambiar de oficio qué sería?

Soy terco, obstinado y necio y volvería a lo mismo.

¿Qué le quiere decir a los nortesantandereanos respecto a su obra?

Que ojalá a través de  próximos eventos puedan conocer mi literatura. He querido llevar mi exposición a Norte de Santander. Recientemente estuve en Cúcuta. Es posible que próximamente desarrolle algunas actividades allá. Por ende, quisiera ir a otros territorios, me gustaría ir a otros municipios. En fin, hacer un recorrido por mi tierra… recorrido  lo haría con mucho amor y alegría.

Jesús maría Stapper. Foto de Karl Nigrinis para somoslarevista.com

Jesús maría Stapper. Foto de Karl Nigrinis para somoslarevista.com

¿Qué quiere le diga a Julio García Herreros, director de la biblioteca Pública Julio Pérez Ferrero?

Sé que el doctor Julio a través de su  capacidad, de su  ímpetu, de su  propuesta, ha realizado una labor invaluable que repercute en positivo en la cotidianeidad de Norte de Santander. Espero  que las instituciones y que el doctor Julio se involucren con la gente que está trabajando en estos medios creativos. Sé que en Norte de Santander se están haciendo cosas grandes por gente anónima que nunca aparece en los medios de comunicación. Me gustaría que se involucraran más con ellos… con la gente grande de rostro inédito.

¿Qué es para usted un pájaro?

Es el sueño,  es el sentimiento halado. Es la transparencia, es el sol que vuela. Es la tierra que sueña. Pájaro es el mar, pájaro es el firmamento, pájaro es la nube que nos cobija y pájaros somos cuando volamos… y superamos rutas intrincadas y superamos las tinieblas. Y somos pájaros cuando nos lo cuenta el viento.

¿Un río?

El río Cáchira. Tuve la fortuna que en Cáchira, el río pasaba por el solar, incluso por la mitad de la sala  de mi casa y me bañé muchas veces en sus cristalinas aguas anegadas de truchas arco iris y vuelos insomnes de libélulas enamoradas. Todavía sueño con aprender a nadar para poder imbuirme diestro en los océanos del pensamiento y salir indemne… tal el colibrí audaz que cruza enhiesto el pecho del universo.

Usted siempre le canta a Cáchira.

Desde luego,  vivo con  nostalgia y gratitud por mi tierra cachirense y por mi gente. Trato de visibilizarla de manera positiva ante el mundo (es mi modesto aporte). Infortunadamente es un pueblo olvidado, vive en el ostracismo, alejado de los rigores del desarrollo, ajeno al Estado y los gobiernos.  En cuanto a mí  refiere, vivo divulgando su nombre positivo en periódicos y revistas, en exposiciones,  en  conferencias, en lecturas literarias, en encuentros de escritores. Donde fuere menester. En alguna ocasión, Camilo José Cela, famoso escritor español, habló de Cáchira. Catedráticos, escritores del mundo  y otros, igualmente  lo hacen. Eso hago para que así sea.

Usted vive nadando en el pensamiento todo el tiempo.

Casi me ahogo a veces,  no obstante,  en mis  buceos que son profundos, trato de salir ileso para seguir aquí, de terco, consumido en las mareas del asombro… de lo desconocido, y de lo diferente, a contracorriente, solitario, con una revolución a cuestas…

¿Un árbol?

Hay muchos, pero amo el arrayán con sus frutas (uvas… pequeñas frutas, decimos en mi tierra cachirense) que nos permitieron las primeras embriagueces; hay otros árboles como el sauce o el guayacán. En fin, toda la flora  latinoamericana y particularmente la colombiana es maravillosa.

¿Una mole de cemento qué le dice?

En ocasiones nos dice, orfandad, frío, injusticia, diferencia, exclusión, pero también, supervivencia. Nos dice amor. Nos indica sexo. Conquista.  Terminé de escribir un libro homenaje a la mujer que se titula “Detrás de la persiana -Un canto a la mujer-” en el cual narro, a través de 55 mujeres, la vida y la obra de la ciudad innominada y de las contingencias de la sociedad contemporánea. Es, creo, el homenaje más grande a la mujer hecho desde la literatura, así un canto a la mujer de todos los tiempos.

¿Una estrella?

La estrella real que nos cobija es El Pensamiento que nos hace trascender. Es la búsqueda, es la intrepidez, es la osadía, es la utopía, es el hallazgo, es la conquista. Me parece que el silogismo entre el pensamiento y el universo es la estrella.

¿El amor?

Para mí el amor es todo. Es la embriaguez perpetua…es la suprema embriaguez. Vivo enamorado de la mujer, de la vida, de los sueños, de lo que veo, de lo que invento, de lo que trato de recrear en mi corazón. Siempre viviré como sempiterno beodo gracias el amor. Pienso que si nos embriagamos de amor en el mundo cesarían el egoísmo y la infamia y la violencia.

10 comentarios para "Jesús María Stapper: “Vivo para soñar, para escribir, para pintar y para que ustedes trasciendan, soñando, a través de mi palabra literaria y de mi pintura”"

  1. José Gilberto Donado Grimaldo  febrero 16, 2016 at 7:19 am

    Con-versando……….Por Don Grim

    En la “diáspora” del viento
    undívago en la distancia,
    letra, imagen y constancia
    han atrapado al Maestro
    en “CALABOZOS DELTIEMPO”.
    Dimanan como un cenzontle
    de su Espíritu en fulgores,
    oníricos resplandores
    de arte, paz y armonía,
    auténticas ambrosías
    y estéticas expresiones.

    ¡Felicitaciones! y un solidario abrazo, amigo JESÚS MARÍA

    Responder
  2. Carolina  febrero 16, 2016 at 10:20 am

    Muy bueno felicitaciones

    Responder
  3. Tuiran María del Socorro  febrero 16, 2016 at 12:03 pm

    Gracias Jesús María Stappper por tu obra literaria y pictórica. Te deseo muchos éxitos. En este mundo de brutos y de consumerismos necesitamos sueños como los qué tu nos propones. En ella se revela el hombre soñador y enracinado, lleno de quimeras y de realizaciones, de ilusiones y de caminos andados. Nustro mundo actual y Colombia en particular necesita la poesía, la cultura, para suavizar nustros lazos sciales y sacarnos de éste ambiente de consumerismo que aniquila nuestra humanidad. Gracias por tu obra.

    Responder
    • Blue  mayo 14, 2017 at 5:27 pm

      I love your quote at the top (well, Beijnamnn's quote, anyway 🙂 ), and your perspective on it. There is something of an extremist in all of us, but moderate, steady change will usually win out. Great goals for the year (and I am with you about getting to know my camera–my husband gave me "DSLR Cameras for Dummies" for Christmas and it is currently staring me in the face on my desk).

      Responder
  4. Cristina Gómez de orozco  febrero 16, 2016 at 12:31 pm

    « Vivo ,para soñar , para
    Escribir y pintar…»
    Jesús María, va caminando sobre su mundo onirico dejando la estela de sus contenidos en los que privilegiados , nos transformamos , por su gracia , en cómplices de sus riqueza adentrándonos en sus mundos , que son la realidad trascendente de un universo en palabra hecho trazos de colores que reflejan el amor , la armonía , la paz .
    Gracias, haces con tus manos , la esencia de los sueños que vienen desde tiempos remotos atropellando vivamente tu existencia para lanzarte a un universo como el ser que invita a soñar para vivir.
    Que el mundo , haga justicia a tu obra y.vida.
    Eres grande!!!!
    Gracias, por compartir al mundo tu realidad.

    Responder
  5. fredy  febrero 16, 2016 at 3:21 pm

    Conocer a Stapper, es adentrarse en historias ineditas de intensas utopías cromáticas…es la síntesis de la palabra, la policromia y la poética de la existencia…larga vida al Gran Guerrero de las Artes¡¡¡

    Responder
  6. Sonia Vargas Staper.  febrero 16, 2016 at 10:43 pm

    “Trascender a través de los sueños”
    He ahí el meollo del asunto, se nos olvida soñar, recrear la imaginación para hacer de nuestra vida un infinito paraiso de ensueños. Gracias maestro, su obra es punto de partida y de llegada para adentrarnos en un mundo onírico que nos lleve a construir esa civilización del amor, fraternidad y respeto en medio de la diferencia de clases, politica o religion. Exitos y que su cosecha sea abundante para que llegue a los lugares mas reconditos de nuestra geografía Colombiana.

    Responder
  7. Aureliano BUENDIA  febrero 20, 2016 at 8:48 pm

    Maestro Stapper. EXCELENTE ENTREVISTA Y EXCELENTE CALIDAD DE OBRA. Vale la pena soñar.

    Responder
  8. Teresa Stapper de Plata  febrero 21, 2016 at 10:14 pm

    Me encantaria conocer mas a fondo tanto la obra literaria, como pictórica, de este primo de quien solo tengo el recuerdo de un niño de mejillas sonrosadas, ojos azules y cabellos rubios, caracteristica de los Stapper, asi como el amor por la comunicación hablada o escrita y la pintura. Creo que la mayoria hemos hecho nuestros “pinitos”, solo que la vida se encargado de marcar nuestros rumbos, afortunadamente igualmente buenos y que nunca, hemos perdido la capacidad de soñar!
    Por ahora, me gusta lo que lei y vi!

    Responder
  9. yolanda  febrero 22, 2016 at 2:11 am

    Muy bien maestro stapper es un orgullo para càchira que lo recordamos siempre,gracias por tener en cuenta nuestro pueblo perdido y olviado entre sus filos y montañas.Abrazos familia rincon laimes

    Responder

Comentar

Su correo electrónico se mantendrá en privado.