En Venezuela, gobierno sobre aguas turbulentas