¿Y si no es la paz? ¿Entonces, qué? ¿Más guerra? ¡No jodás!

A: Martin Ruiz Báez, a sus hermanos, a sus primos. Anhelo que puedan vivir en paz

Mahatma Gandhi.

Mahatma Gandhi.

Por Jorge Enrique Báez Vera. Todavía recuerdo una tarde de mi niñez,  que al subirme al bus escolar del Salesiano, Carmelo, su conductor, no tenía sintonizada la Voz del Norte, como era habitual en él, oyendo, no sé qué programa dirigido por el Mocho Barreto, sino que escuchaba noticias…

Eran los reportes de última hora, que daban detalles fragmentarios de la muerte de Camilo Torres, el cura que había colgado la sotana y se había ido pa’l monte,  ingresando a las filas del ELN.  Pensé entonces, tenemos que estar muy jodidos para que un cura, cambie le deliciosa vida que lleva, por el monte agresivo y cruel que termino con su vida, en el primer combate que se veía involucrado, cambiando el misal por el fusil.

Desde ese momento, me tocó la guerra, y no me di cuenta… Y aún hoy, muchos años después sigue en mi… pero con la diferencia, que ya soy consciente que no solo me tocó, sino que me  jodió la vida….no es justo… muchos a diferencia mía,  piensan, la guerra es de otros… que está en otro país… y no aquí… que los muertos no son nuestros, sino de otros… que la barbarie, no nos afecta, sino que eso es problema ajeno

Piensan algunos, muchos lamentablemente, que como somos de la inmensa  minoría que tuvimos la oportunidad de estudiar y que no nos ha hecho falta nada en la vida… que esta es igual de placentera para todos, y que aquí no hay problema alguno.

Como todos fui un idealista, y con la misma simpatía que miraba a Camilo Torres… ya en la Universidad, negando  el practicismo guerrillero, me alinee al lado de los teóricos socialistas….y  creía, que esto podía cambiar, sin necesidad de las armas…. e hice mío el slogan de ALTERNATIVA… la de Enrique Santos Calderón, Gabo y Fals Borda….ATREVERSE A PENSAR EN ATREVERSE A EMPEZAR A LUCHAR….y la guerra aun estaba ahí… ALTERNATIVA, como todo lo de izquierda se fraccionó… y de lo que era una sólida columna de opinión seria y sin apasionamientos…se escindió una fracción rencorosa y sectaria y crearon otra ALTERNATIVA, con el lema, ATREVERSE A LUCHAR ES EMPEZAR A PENSAR… a los meses, ninguna de las dos Alternativas, existía…  la intransigencia izquierdista la acabó.

Goce como el más, con el triunfo de Allende en Chile, y  empezó a creer, como lo pensaban Enriquito Santos, que sí era posible la llegada de ese socialismo idealista al poder, contrario a lo que pensaban los mamertos del Partido Comunista, el Moir y demás grupúsculos de izquierda sectaria que le dieron oxígeno a Marulanda y sus amigos, sin darse cuenta del monstruo que estaban creando.

Ya graduado de abogado, el practicismo capitalista y la necesidad de vivir por mi cuenta y no de la chequera de doña Mercedes, y acostumbrado a la buena vida, me dejé tentar del «ideario liberal» y lo empecé a representar en el ejecutivo, con un paso efímero por corporación publica al tiempo que Enrique Santos, se dejó tentar por el «ideario de El Tiempo» pero no empleado como yo, sino como accionista…  y la guerra… seguía ahí….ya la guerrilla fortalecida y hablando duro

Creía yo, como muchos, la guerra que estaba ahí, no era mía…. y la guerrilla crecía y se fortalecía. Seguí mi vida… me casé… tuve hijos… trabajé sin descanso, con dedicación, esmero y compromiso… eduqué a mis hijos… los saqué adelante…. sigo, laborando con la misma dedicación, esmero y compromiso…. voy a ser «nono»… y la guerra sigue ahí… pero ahora soy consciente que sí me tocó…y me toco y me jodió,  porque no me ha permitido vivir en paz… en paz con mis hermanos colombianos que no han tenido las mismas oportunidades que yo… y eso duele.

El hecho que yo sea un afortunado no quiere decir que todos lo sean… El hecho que viva bien, no quiere decir que todos lo estén… Seguimos desiguales… Y esa desigualdad permitió que la guerrilla se creciera, cambiara su ideal, por el negocio… y permitió que la guerra siguiera ahí…  Pero, ya es hora que la guerra se acabe y entre todos, construyamos un país justo y más igual.

Jorge Enrique Báez Vera, abogado.

Jorge Enrique Báez Vera, abogado.

Por eso, porque no quiero que mi nieto MARTÍN venga a la vida en un país con la guerra ahí, por eso es que le apuesto a la reconciliación, al diálogo, a la conversación, teniendo presente que la paz se hace es con los enemigos,  con los que hay que acordarla… Por todo eso le apuesto a la paz…  estoy dispuesto a tragar sapos y hacer concesiones… a cambio de que mi Martin, sus hermanos y sus primos vivan en un país justo y con las mismas oportunidades para todos. Y le pregunto a algunos … ¿Y SI NO ES LA PAZ?  ¿ENTONCES QUÉ?  ¿MÁS GUERRA? …. ¡NO JODÁS!

 

2 comentarios para "¿Y si no es la paz? ¿Entonces, qué? ¿Más guerra? ¡No jodás!"

Comentar

Su correo electrónico se mantendrá en privado.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.