Discapacitados tienen una nueva rampa en La Terminal de Transportes

Renzon Jaimes, ya puede circular en rampas hacia una Cúcuta incluyente.

Texto y fotos de Andrés Ricardo Carvajal Castro. Para Renzo Jaimes cada día es una hazaña, con sus obstáculos, y no recibe medallas como las que puede colgarse en estos terceros Juegos Paranacionales en donde por el momento lleva ganadas 2 de 3 partidas representando a Norte de Santander en ajedrez.

Con su mente prodigiosa anuncia la reglamentación correspondiente para las personas con su misma condición de discapacidad, desde el puesto que le ha asignado el Consejo Nacional de Discapacidad: Ley 361 de 1997, Decreto 1538 de 2005 y Decreto 1660 de 2003, y este intelecto le ha permitido ser un consejero de la Alcaldía de Cúcuta para convertirse en un líder y abogar por espacios de inclusión para las personas discapacitadas, que van más allá de los 480 millones invertidos en la rampa para discapacitados 6% máxima de pendiente en la Terminal de Transportes de Cúcuta con inversión también en pintura de muros, señalización informativa, módulos de ampliación de oficinas administrativas, bahías de descargue de la Avenida 8, CAI Policía de turismo, salas de espera y construcción de placas para muelle de descargue; o de los 800 millones próximos a invertirse dentro del Colegio Municipal de Guaimaral; o las construcciones de más rampas para discapacitados fechadas para diciembre anunciadas por el Alcalde de Cúcuta Donamaris Ramírez

Renzo dice que la ciudad no está tan mal en materia de inclusión en las construcciones para las personas discapacitadas, pero que “más allá de las barreras el principal problema es la falta de trato digno, en el choque o barrera psicológica frente al trato digno o las condiciones o uso de instalaciones para personas discapacitadas.” Afirmando que solo 2 hoteles de Cúcuta ofrecen el servicio de ayuda por parte de dos botones para que las personas discapacitadas hagan uso de los baños si no pueden acceder a ellos.

Donamaris Ramírez París y Carlos Iván Andrade, Director de Tránsito hablan de una Cúcuta incluyente con los discapacitados. Foto de Andrés Ricardo Carvajal Castro.

Este guerrero  estrenó esta rampa con la que Donamaris Ramírez pregona: “Estamos aquí para demostrarle a los cucuteños que Cúcuta una ciudad incluyente” y la sube con la determinación de un atleta que ha representado a Norte de Santander en los dos primeros Juegos Paranacionales en baloncesto en silla de ruedas, y ahora en ajedrez, en donde afirma que incluso hay personas con deficiencias visuales que se enfrentan a la adversidad con su fuerza de voluntad.

Después de este motivo de alegría para la ciudad y este peldaño para entrar en materia de inclusión, Eduardo Villalba, parapléjico, con la dificultad al caminar que le presenta su pierna derecha, felicita esta construcción, pero afirma que a la Terminal de Transportes le hace falta seguir generando esta cultura incluyente. Afirma que no solo para los discapacitados es una proeza hacer uso de las escaleras de la Terminal y de los buses; la falta de barandas y pasamanos  en estos escalones puede y ha provocado accidentes a discapacitados, personas de la tercera edad, niños y pasajeros con altas cargas de equipaje, sosteniendo también la falta de higiene en las instalaciones contrastando con la opinión del gerente de la Terminal de Transportes de Cúcuta Carlos Iván Andrade quien afirma que se llevan a cabo jornadas de limpieza incluyendo los días festivos; y la falta también de señales de no fumar, culpando de esto a la falta de política que genere una cultura ciudadana. Labor que no solo debe asumir el Alcalde Donamaris Ramírez sino cada persona que entra a la ciudad, porque, como todos sabemos, lo primero que una persona observa al entrar a una ciudad es su Terminal , y desde ahí conoce como es el día a día de sus habitantes.

 

 

Comentar

Su correo electrónico se mantendrá en privado.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.