POR UNA MAYOR ARMONÍA EN EL GOBIERNO

Por: JORGE ENRIQUE  BÁEZ VERA.

Juan Manuel Santos y Angelino Garzón: la llave maestra. (Foto Internet)

Establece la Constitución Nacional en su artículo 113 que las diferentes ramas del estado, estas son, la legislativa, la ejecutiva y la judicial, tienen funciones separadas pero colaboran armónicamente para la realización de sus fines.

Si esto es , para las diversas ramas, mucho mas debe entenderse que la colaboración armónica debe ser regla de oro, al interior de las mismas, por eso , vemos con preocupación que a los llamados choques de trenes, entre las altas corporaciones de la rama judicial, en los cuales no se refleja ninguna colaboración armónica, sino por el contrario agudos enfrentamientos, como cuando una Corte, tumba con cualquier argucia la decisión en firme de otra Corte,  se añada ahora, los enfrentamientos públicos entre miembros del mismo Gobierno, que  han llevado a que el Presidente, revoque dos medidas ya tomadas y anunciadas, desdiciendo así de la necesaria colaboración armónica entre los mismos miembros de la rama ejecutiva.

Decretada el alza del salario mínimo, por parte del Presidente y sus Ministros de Hacienda y la Protección Social., sale el Vicepresidente a manifestar, públicamente su inconformidad con el monto, para lo cual se tomó, punto intermedio, entre las aspiraciones de los trabajadores y los empleadores. Dijo el Vicepresidente que sin conocerse el índice de inflación no era conveniente decretar el aumento. Conocido el IPC, y ante el revuelo causado por las declaraciones del Vicepresidente, el Presidente, revoco el aumentado decretado del 3.4 por ciento, y  lo ajusto al IPC, esto es al 4 por ciento, dando gusto al Vicepresidente, y causando malestar entre los gremios y de seguro entre los miembros de su equipo económico, pero eso sí, conservando los niveles de popularidad del Presidente y del Vicepresidente, que de inmediato salió a celebrar la medida.

En el proyecto de Ley, por el cual se adopta el Plan de Desarrollo, presentado al Congreso, por el Gobierno,  iba un artículo, aumentando la edad de pensión. Ahí fue Troya. De nuevo salio el Vicepresidente a cuestionar el proyecto, al que de inmediato, se unieron los sindicatos, algunos congresistas y en general la clase trabajadora, yo mismo incluido, que no creo que mis hijos, vayan a disfrutar de esa prestación, si bien pueden aspirar a obtenerla, poco podrán gozarla, pues a tan avanzada edad, 65 años, no quedaría munición para mucho.

Planteado el debate y antes de que este pasara a mayores, el Presidente, anuncio el retiro del mencionado articulo, lo cual nos alegro a todos, misma satisfacción que sentimos, cuando se ajusto el aumento del salario mínimo, dando así, la impresión que prevalecía la opinión del Vicepresidente, sobre la del equipo económico.

Aparte de que personalmente, nos satisfagan las correcciones  hechas por el Presidente, en dos de sus medidas tomadas con sus Ministros del Ramo, con los cuales forma Gobierno,  nos preocupa si, que estas hayan sido tomadas por la inconformidad del Vicepresidente. Si bien, el Presidente, al anunciar el reversazo, en el proyecto referido a las pensiones, dijo que los debates deben darse al interior del Gobierno y no ante las cámaras y micrófonos, yo añadiría, que esa discusión, no solo debe darse al interior del gobierno, sino ademas antes de tomarse y anunciarse estas, a fin de que se de la colaboración armónica entre los miembros de  la misma rama ejecutiva.

Nunca antes habíamos tenido un Vicepresidente, tan protagónico y de verdad que preocupa que ante los triunfos obtenidos y ante su aumento de popularidad, el Señor Angelino Garzón,  se pueda convertir en voz cantante y decisoria en diversos temas de gobierno, en contravía, como estas dos veces, a otros importantes miembros del gobierno, esto es Ministros, y Jefes de Departamentos Administrativos, como los de Hacienda, Protección Social, y Planeación que salieron muy mal librados esta vez.

Esta vez, la verdad es, que al Vicepresidente, le asistía, la razón, y consiguió aplausos no solo para el, sino para el Presidente, y de inmediato, salio a cobrar los créditos en materia de popularidad. ¿Pero que puede pasar, cuando él sea el equivocado?  Cuando por culpa de una de sus populares y parece que calculadas salidas públicas,  el Presidente, corrija equivocadamente, cualquiera de sus medidas, pregunto: ¿de quién será la responsabilidad política?

Jorge Enríque Báez Vera. Abogado y politólogo.

Según nuestra Constitución, el Gobierno, lo forman el Presidente y sus Ministros y Directores de Departamento Administrativo. No esta establecido que el Vicepresidente por si solo, sea Gobierno, ni siquiera en esa sola calidad conjuntamente con el Presidente, pudiendo serlo, eso si, formar gobierno, en caso de que el Presidente lo designe Ministro o Director de Departamento Administrativo, conforme lo autoriza, el artículo 202 de la Constitución.

Por el bien del Gobierno, y de nosotros los gobernados, propugno, no solo por una colaboración armónica entre las  diversas ramas del poder, sino entre los miembros de ellas, a fin de evitar, esos molestos enfrentamientos, en que el único que pierde es el Presidente y quienes  los elegimos, para que dirija a toda una nación..

Un comentario para "POR UNA MAYOR ARMONÍA EN EL GOBIERNO"

  1. jorge omar velandia vivas  febrero 13, 2011 at 10:19 am

    Umm no me parece…una verdadera democracia permite divergencias que permitan controvertir sobre todos los temas, y el arte de la política es encontrar tras cada debate el consenso; eso es precisamente lo que ocurre, como nunca vemos que tenemos vicepresidente, que ayuda en las decisiones, y muestra que sus tesis son en defensa de los intereses del pueblo, por encima de los de el estado, entendiendo así, las premisas dictatoriales, como las de el incremento del salario mínimo, pueden controvertirse e inclusive revocarse, si fuera el caso.

    Responder

Comentar

Su correo electrónico se mantendrá en privado.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.