NOCHE DE BRUJAS O NOCHE DE NIÑOS…

En la noche de brujas cualquier cosa puede pasar. O que los niños salgan a pedir dulces o que un hombre vestido de negro y su perro los asuste. Como el de la imagen quien decidió dar un paseo por las calles de Cúcuta con su «diabólica» mascota.

Todo lo inimaginable, desde lo bello hasta lo horripilante, lo tierno hasta lo feroz se observa en las casas, calles y plazas de varios países del mundo, el 31 de octubre de cada año.

Se trata de Halloween o noche de brujas, cuyo origen se dio en Gran Bretaña e Irlanda para extenderse luego a los Estados Unidos de Norteamérica y, a través de su influencia, a varias ciudades del mundo.

Se calcula que en este año, los 148 millones de norteamericanos gastaron alrededor de 50 dólares por personas en disfraces y decoraciones. Los estanterías de los centros comerciales y tiendas que venden estos atuendos se fueron vaciando paulatinamente. En ellas se venden pelucas, disfraces de personajes famosos, sombreros de bruja, vampiros, telarañas, caretas, pestañas y toda una infinidad de componentes creados con febril imaginación, entre los que no falta la tradicional calabaza.

En Houston, New Orleans, Baton Rouge, Lake Charles y otras ciudades del sur de los Estados Unidos, de los estados de Texas y Luisiana, la juventud se volcó a las calles con todos los atuendos imaginables que representaban desde al Hombre Lobo como a lady Gaga, vampiros, princesas, esqueletos, romanos, policías y tantas cosas màs. Los espectáculos de entretenimiento y terror, las casas encantadas, los fantasmas, brujas, robots y otros son temas para esta festividad.

No faltaron los concursos con significativos premios para los mejores atuendos, mientras los niños van de puerta en puerta recogiendo dulces, regalos y hasta dinero que les ofrecen sus vecinos acorde con la tradición de trick or treat.

Aunque esta fiesta nació en Irlanda y Gran Bretaña y se la practica con fuerza en los Estados, la influencia de los medios de comunicación la han extendido hacia varios países de Amèrica y del mundo. En algunos de ellos, hay campañas para sustituir esta fiesta con temas costumbristas de cada país.

Aquí en Cúcuta la fiesta fue especialmente movida, especialmente para los adultos quienes desplazaron a los niños en la pedida de dulces y la ciudad se convirtió en un verdadero carnaval.

3 comentarios para "NOCHE DE BRUJAS O NOCHE DE NIÑOS…"

Comentar

Su correo electrónico se mantendrá en privado.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.